Qué hacer para cambiar la cerradura del buzón de correos

Cómo cambiar correctamente la cerradura del buzón

El buzón de correos suele contener documentos privados y de gran importancia que no deberían estar al alcance de nadie más. Es por ello que no sólo las puertas de la casa se deben llevar toda nuestra atención cuando de seguridad de trata, sino que es importante tener en cuenta la protección de nuestro buzón de correspondencia.

Cambiar la cerradura del buzón puede ser necesario por diversas razones

Tres sencillos pasos para cambiar la cerradura del buzón

Hay diversas razones por las cuales querrías cambiar la llave del buzón de correspondencia. Puede pasar que te hayas mudado a otro lugar o sencillamente sea algo que se te ocurrió hacer. Pero es importante que a la hora de llevar a cabo tu proyecto, te asegures de que la llave sólo la tengas tú, y eso es precisamente lo que te contaremos aquí.

Abre el buzón

Para esto puedes utilizar tu llave. Si no la tienes, puedes usar un taladro con una broca apropiada que se ajuste exactamente en la mitad de la cerradura.

Quita la cerradura

Una vez que el buzón esté baierto, procederás a retirar la cerradura. En este paso requerirás de una llave inglesa para aflojar la tuerca que sujeta la cerradura al buzón. Una vez que esté suelta, puedes quitarla.

Compara la cerradura nueva con la anterior: deben ser iguales

Lo ideal es que vayas a un lugar especializado donde puedan ayudarte con esto. La cerradura de reemplazo debe tener iguales o mejores características que la antigua. Deja este asunto en manos de expertos para evitar equivocaciones.

Una vez que tengas la nueva cerradura, introdúcela en el orificio del buzón con cuidado de no dejarla caer. Luego haz que el pestillo encaje bien en su lugar y sujeta la tuerca que se incluye con la cerradura.

Estos pasos generales aplican para la mayoría de las cerraduras para buzones, así que estamos seguros de que estas sugerencias te ayudarán a cambiar tu cerradura actual. Un detalle importante es que te asegures por completo de que todo ha quedado bien ensamblado, de manera que la única forma de abrirlo es utilizando la llave correspondiente.

Nuestros expertos en cerrajería, por su amplia experiencia, te sugieren cambiar siempre las cerraduras en caso de mudanza.

Al llegar a un lugar nuevo, no estás al tanto de saber quién más pueda tener la llave del buzón. Incluso cuando se trata de una vivienda recién construida, muchas veces la empresa constructora se queda con una llave, de la cual probablemente no conozca su paradero.

Fíjate lo fácil que es, así que atrévete a hacerlo tú mismo, recordando siempre que estamos a tus órdenes para resolver cualquier duda.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *